Cuatro miradas al sur del Suchiate

José Luis Alonso Vargas / Hacia la construcción de la patria grande
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Avanza el restablecimiento de la paz en Nicaragua. Las muestras de solidaridad con Nicaragua continúan hoy desde varias partes del mundo, mientras la nación centroamericana avanza en el restablecimiento de la paz y seguridad, tras un fallido golpe de Estado.

El Partido Comunista de Finlandia reiteró su apoyo al gobierno y pueblo nicaragüenses y resaltó los lazos de hermandad entre ambas naciones durante las celebraciones por su centenario.

Una exposición fotográfica acerca de esos vínculos históricos y la distribución de materiales informativos y promocionales sobre la tierra de Rubén Darío formaron parte de las iniciativas del Festival finlandés Vastavirta, realizado a propósito de la conmemoración.

Según el sitio oficial 19 Digital grupos de amigos de la región china de Taiwán también expresaron su respaldo, ante la crisis sociopolítica que atraviesa el país desde abril.

En ese mismo sentido se manifestaron los comités de solidaridad en Costa Rica y en Medellín, Colombia, mientras en Uruguay se sumaron voces al reclamo de paz para Nicaragua, durante una reunión del Frente Amplio.

La semana pasada en Caracas, Venezuela, el Movimiento Popular Revolucionario de la Vega realizó un encuentro para ratificar la hermandad entre ambos pueblos, en el teatro Alí Gómez, guerrillero e internacionalista venezolano que se integró al Frente Sandinista de Liberación Nacional en 1978.

El apoyo internacional a Nicaragua crece en la medida en que se desmantela la campaña de desinformación orquestada por la derecha para derrocar al gobierno, según denuncias del Ejecutivo.

Mientras tanto, la mayoría del pueblo exige en las calles justicia y reparación para las víctimas de la intentona, que provocó la muerte de 198 personas, severas pérdidas económicas y cientos de lesionados.

La cárcel transformó a Lula en protagonista central

El viernes 31 de agosto empezará, por la radio y la televisión, la propaganda política para las elecciones del 7 de octubre en Brasil. Al contrario de las ocasiones anteriores, ésta será una campaña corta: 35 días, en lugar de los 45 en previos comicios.

Pero lo que realmente importa, lo que abre una inmensa expectativa en los brasileños es saber si el favorito absoluto, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, estará en la planilla original de su partido, el PT (Partido de los Trabajadores). Él está legalmente inscrito como candidato a presidente, acompañado del exalcalde de São Paulo y exministro de Educación en su gobierno, Fernando Haddad, como postulante a la vicepresidencia.

Por lo tanto, tiene el derecho, asegurado por ley, para aparecer en la televisión y ser oído en la radio.

Ocurre que Lula está, desde abril, en una celda de la Policía Federal, en Curitiba, condenado en un juicio arbitrario, sin comprobar delito alguno, lo que se ofrecerá como pruebas.

¿Qué pasará? ¿Se cumplirá la ley y se respetarán sus derechos? ¿Permitirán que los videos grabados antes de su prisión sean mostrados?

Tan pronto se confirmó el registro de Lula como candidato, llegaron al Tribunal Superior Electoral 16 pedidos de impugnación. Fue concedido un plazo el 30 de agosto, víspera del comienzo de la propaganda electoral para que la defensa de Lula se manifieste.

De no ser que el juez en cuestión decida en menos de 24 horas, no habrá cómo impedir que él aparezca. Y, con eso, amplíe aún más su capacidad de transferir votos a Fernando Haddad, en caso de que fuera posteriormente impedido de ser candidato con base en algún artificio legal.

Los últimos sondeos divulgados dejan claro que muy posiblemente Lula sería electo en la primera vuelta, y si no lo lograse aplastaría a todos los adversarios en una eventual segunda.

La determinación de estirar la soga hasta el último límite tuvo el efecto de transformarlo en protagonista central y determinante del proceso electoral. Todo gira a su alrededor.

¿Dónde está Iván Márquez?

El líder negociador por la guerrilla de las FARC-EP en los diálogos con el gobierno colombiano en La Habana, Iván Márquez, se mantiene en paradero desconocido desde hace más de dos semanas, lo que genera incertidumbre sobre el futuro del acuerdo de paz.

En medio de atentados contra antiguos miembros de la que fuera la mayor guerrilla colombiana, incorporada a la vida civil tras la firma de un acuerdo con el gobierno de Juan Manuel Santos en 2016, y denuncias sobre posibles operativos militares en su contra, Márquez habría abandonado la zona de reintegración de Miravalle, cercana al municipio de San Vicente del Caguán, Caquetá.

Junto a él estaba otro de los líderes de las FARC, Hernán Darío Velásquez Saldarriaga, conocido como El Paisa.

         "Horas antes de la posesión del nuevo Congreso, en la zona de Miravalle, hubo un operativo militar, algunos campesinos avisaron al Paisa que había tropa de combate en la zona, los dos mandos del partido FARC salieron de sus casas sobre las 11 de la noche y a las 2 de la mañana llegaron los militares. Las fuerzas militares niegan el operativo, pero versiones en terreno lo confirman”, reportó el diario El Espectador.

"La información que maneja (el Ministerio de Defensa) respecto a Iván Márquez y El Paisa es que dejaron la zona de concentración y desconocemos su paradero”, dijo este viernes por su parte el ministro de Defensa colombiano, Guillermo Botero.

Ecuador abandona la Alianza Bolivariana

Ecuador anunció el 23 de agosto que se retira de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos.

En rueda de prensa, el canciller José Valencia argumentó que “es una decisión que quiere subrayar la independencia de Ecuador frente a cualquier otro grupo regional que tenga una visión específica respecto a situaciones de nuestra región”, y señaló que esta posición “es firme... marcada por los principios que rigen la política internacional”.

Sin embargo, esto forma parte de una cadena de hechos que vienen sucediéndose en el país suramericano, al parecer urgido por desterrar las mejores tradiciones de latinoamericanismo e integración regional que inspiran a organismos como la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América.

Como quien quiere verle manchas a las proyecciones izquierdistas ignorando los procesos injerencistas que hay detrás del flujo migratorio regional, Valencia refirió que sólo la estabilidad democrática en Venezuela “producirá una estabilidad económica... que evite la continuación del éxodo masivo”, situación a la cual se presenta como la razón fundamental del desacuerdo y la “frustración” que han conducido a Ecuador a salir del mecanismo de integración.

La Alianza Bolivariana, propulsada por los líderes Hugo Chávez y Fidel Castro en 2004, ha fomentado durante todos estos años la integración basada en el respeto, la solidaridad y los acuerdos de cooperación sur-sur, que han sido la base para logros sociales como la Operación Milagro, que ha devuelto la visión a más de 4 millones de personas de una treintena de países; y la alfabetización también de millones, mediante el método Yo sí puedo.